Costa Cruceros reiniciara sus operaciones en septiembre solo para huéspedes italianos y con itinerarios de una semana que escalarán solo en puertos de Italia, con la intención de garantizar la «máxima seguridad para los huéspedes, la tripulación y las comunidades de los destinos».