El Alcázar de Sevilla ha decidido adelantar en dos semanas el horario oficial de apertura de invierno desde el martes, de forma que el monumento estará abierto a las visitas de 9,30 a 17 horas, mientras que el último pase de entradas a la venta será a las 16,30 horas, si bien el cambio no afectará a los conciertos y visitas nocturnos.