El presidente de Ashotel, Jorge Marichal, ha admitido este jueves que la temporada de verano es un «desastre» en Tenerife pues de 450 establecimientos que tiene la patronal en la provincia occidental, la mayoría en la isla, apenas hay abiertos unos 40, con una ocupación que no supera el 30% y descuentos que superan el 20%.