Ouigo ha inaugurado este viernes su primer servicio de alta velocidad entre Madrid y Barcelona con la promesa de contribuir a la recuperación económica de España y con el objetivo de multiplicar el número de viajeros que utilizan el tren, el medio de transporte más sostenible con el medio ambiente y cuya infraestructura está ampliamente infrautilizada en España.